Una boda en un castillo en ruinas en la mítica playa de la Fosca, en Palamós, es un caramelito que no hay que dejar escapar. Uno de los regalos de nuestra profesión. Si además la boda la lleva una de las mejores wedding planners de la zona, el vestido es artesanía pura y los novios son puro amor, el éxito está garantizado.
Esta fue sin duda una de las mejores noches de veranos de los últimos tiempos.

Lugar: Castillo de Sant Esteve de Mar, La Fosca, Palamós.
WP: Clandestine events
Vestido novia: Atelier Tuneu
Flores: Flowercap
DJ: MediaJockey

Leave A

Comment